• Login

Kambosos sorprende y derrota a López en Nueva York

image
NotiFight / Fotos de Ed Mulholland/Matchroom o Melina Pizano/Matchroom / 27.November 2021

El australiano George Kambosos Jr. se convirtió en el nuevo campeón mundial unificado de los pesos ligeros, al derrotar por decisión dividida al estadounidense-hondureño Teófimo López, para conquistar los títulos mundiales de Supercampeón AMB, Campeón FIB y OMB, y Campeón Franquicia del CMB, en el combate estelar de una cartelera que se llevará a cabo este sábado Teatro Hulu del Madison Square Garden, de Nueva York.

Kambosos y López se trenzaron en una interesante batalla desde el primero al round doce. En ningún momento bajaron intensidad, y ambos visitaron la lona, pero finalmente dos tarjetas favorecieron a Kambosos 115-111 y 115-112, mientras que López ganó en la tercera tarjeta de 114-113.

“Yo no puedo hacer este peso. Este es el problema que la gente no sabe, es muy difícil hacer este peso”, dijo López al final del combate, como una forma de justificación para explicar uno de los motivos de su derrotas. “No volveré a pelear en 135 libras, es muy difícil, voy a las 140 libras”, reiteró el corajudo peleador hondureño estadounidense.

Al momento que Kambosos fue declarado vencedor, López no aceptó el fallo. Sintió que había sido despojado de la victoria y lo dejó claro a los aficionados reunidos en el Hulu Theatre.

Kambosos se mostró molesto porque no recibió el reconocimiento de López, y lo invitó a una revancha, pero en Australia. El ahora excampeón indisputado de las 135 libras, quien se vio afectado por el Covid-19, dijo que no volvería a pelear en esa división.

El primer round despegó sin estudio. López se lanzó con todo en busca de someter a Kambosos con sus golpes de poder y consiguió varios golpes que sometieron duramente al australiano. Sin embargo, Kambosos pudo responder y lanzó una derecha que se estrelló en el rostro de López y lo mandó a la lona, en un sorpresivo asalto inicial.

En el segundo round, López salió lanzando sus intimidantes golpes de poder y consiguió someter a Kambosos. Pero se producen una serie de intercambios de salvaje golpeo, que al final favorecieron a López por la mínima.

Un tercer round igualmente intenso, con López siendo más efectivo en su ofensiva.

En el cuarto, Kambosos reacciona con un mejor boxeo, lanzando también golpes de poder que hacen retroceder a López.

En el quinto, López ligeramente mejor, en un asalto muy cerrado porque ambos peleadores tuvieron sus buenos momentos.

En el sexto, Kambosos toma el control del asalto, peleando en reversa y desplazándose por todo el ring, pero contragolpeando con inteligencia. La derecha de poder se estrelló varias veces en el rostro de López, quien logró con el rostro un poco abollado. Un corte se abrió alrededor del ojo izquierdo de Kambosos.

El round siete, estuvo a favor de Kambosos, peleando siempre en reversa y descargando su efectiva derecha en forma de recto.

Otro cierre salvado al final del octavo round, con golpes más efectivos de Kambosos.

En el noveno, López estuvo golpeando mejor ya que estaba siendo más calculado con sus golpes. Pudo conectar con varios golpes duros sobre Kambosos.

En el décimo, López manda a Kambosos a la lona con un salvaje golpeo de poder a la cabeza. En la reanudación, Teófimo se lanza con todo buscando el nocaut, pero Kambosos sobrevive a como dé lugar.

En el round 11, Kambosos dirige su ataque al ojo izquierdo de López, que explota en sangre. Kambosos se muestra fuerte, a pesar de esa caída sufrida en el round anterior, y boxea con inteligencia para llevarse el round.

En el último asalto, Kambosos continuó teniendo la ventaja de superar a López en acción cerrada.

Sin duda alguna, el resultado sorprendió a más de alguno y enfureció al equipo de Teófimo López, que tuvo que esperar mucho tiempo para exponer su condición de campeón indisputado, ya que no peleaba desde octubre del año pasado cuando sorprendió a Vasyl Lomachenko.

Con esta derrota, López dejó su palmarés en 16-1, con 12 nocauts, mientras que Kambosos mejoró a 20-0, con 10 nocauts, y la posibilidad de enfrentar a talentosos peleadores de la división de los ligeros, como el mismo Lomachenko, como Devin Haney, Ryan García y Joseph “JoJo” Díaz.